Problemas de sueño
películas sobre insomnio

Insomnio de película

08/06/2012

No poder dormir es algo que le ha sucedido a todo el mundo más de una vez. Es tan habitual esto del insomnio que incluso se ha colado en la cultura popular. Tanto obras literarias, como musicales se han visto influenciadas por el sueño, y por supuesto, también en aquello que llaman el Séptimo Arte: el cine.

En la gran pantalla se ha retratado a personajes insomnes desde múltiples aproximaciones: comedias, dramas y hasta dibujos animados han aprovechado el tema de la falta del sueño como parte del hilo argumental. ¡Hasta el Pato Donald ha tenido problemas para dormir alguna vez!

Dibujos al margen, la gran pantalla ha reflejado poderosas razones para dormir bien en muchos films.  Sospechamos que el mismísimo Martin Scorsese debe haber sentido en su propia piel la falta de sueño, ya que algunas de sus películas más populares se centran en personajes que no dormían nada, pero que nada bien (y así de mal les sentaba). El gremio de los trabajadores nocturnos, por supuesto, se llevaba la palma. Todos recordaremos al por entonces jovencísimo Robert De Niro en uno de sus papeles más destacados de su carrera, como el alucinado, lunático e insomne taxista nocturno que recorría las calles de Nueva York en Taxi Driver. También guiado por el mismo  director recorría las calles de la misma ciudad Nicholas Cage, en este caso al volante de una ambulancia y con intenciones por suerte muy diferentes: como un ángel de la guarda, el pobre Nicholas seguía  atormentado por las visiones de los fantasmas de los que no fue capaz de salvar, en el film Al Límite.

Pero si alguien lo ha pasado realmente mal con el insomnio en el cine, es sin duda el polifacético actor galés Christian Bale. Desde Batman hasta American Psycho, este chico está acostumbrado a encarnar personajes de lo más exigentes. Pero creo que si le preguntáramos, sin duda citaría su papel en El Maquinista como uno de los más duros de su carrera. En El Maquinista encarna a Trevor, un operario que lleva más de un año sin dormir, lo que le deja importantes secuelas, tanto físicas como en su salud mental. De hecho, si sois almas sensibles, no es buena idea ver esta película, y menos un día que no podáis dormir: Christian Bale adelgazó decenas de kilos para encarnar al personaje, apareciendo prácticamente irreconocible, como expresión del deterioro  extremo que sufre Trevor.

Robin Williamsno sólo puede contar sus propias batallitas sobre “Despertares”, también sobre no pegar ojo. Williams, para variar,  hace de malo en la película Insomnia,  donde el pobre Al Pacino (que ya se sabe que sólo puede hacer de mafioso o de policía!), con eso de que en el remoto pueblo de Alaska al que le ha enviado a investigar un crimen no se pone  ni el sol, duerme fatal y no acierta ni una.

Claro que a otros con más suerte como el cazafantasmas Bill Murray, les va bien eso de tener insomnio ocasional por culpa del jet lag. Gracias a unas noches sin pegar ojo, en Lost in Tranlation conoce a la también desvelada Scarlett Johansson en un bar  de un hotel de Tokio y se van  por ahí de karaoke. Y no parece tan mala solución, aunque ninguno de los dos afine demasiado, sobre todo el bueno de Bill, que se lo pasa teta atacando el “More than  this” de Roxy Music.

Como veis, películas donde se toca el tema del insomnio no faltan. También hay muchas otras que abordan los sueños desde otro punto de vista, pero esa historia la contaremos otro día. De momento, nos contáis qué películas nos hemos dejado?

Foto:© fergregory – Fotolia.com

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *